La campaña es obra de McCann UK

Este complicado reto al que se enfrentan todos los días muchas familias (la revista Campaign asegura que el 38% de los niños británicos no quiere sentarse a cenar con su familia por culpa de los videojuegos)  puede tener solución de la mano de un servicio online, creado por la agencia McCann UK para este anunciante.

La acción lleva por nombre "Teatime Takedown"  y cuenta con jugadores profesionales que van a interrumpir el juego de los chavales y animarles a dejar los mandos de la consola para unirse a cenar con su familia. Para que los padres puedan usar este servicio han de registrarse a través de Facebook e introducir el ID de su hijo o hija y la fecha en la que se quiera que le interrumpan  la partida.

La campaña incluye un vídeo para internet, redes sociales, radio, exterior y punto de venta.