Signslator

La herramienta es un microsite, con una versión app, disponible de manera gratuita en Android y que próximamente estará disponible para iOs.


La agencia ha trabajado durante casi un año en este proyecto, en colaboración con la Asociación para la Normalización del Lenguaje de Signos. Se utilizaron más de 12.000 palabras, grabándose con una intérprete una toma de video por cada una de ellas. En total se necesitaron más de 200 horas de rodaje y más de 750 horas de programación, para adecuar la gramática española a la gramática del lenguaje de signos.


Además, y para contribuir a la difusión del lenguaje de signos, Signslator puede enviar mensajes en lenguaje de signos a través de Facebook y Twitter, de manera que cualquier usuario puede recibir o enviar mensajes signados.


Un equipo de actualización, mejora e internacionalización estará encargado de su desarrollo y de trabajar en la exportación de la plataforma a otros idiomas y países, intentando convertirse en un futuro en una herramienta capaz de traducir a otros lenguajes de signos internacionales, desde las diferentes lenguas. Según un comunicado, se han recibido las primeras peticiones de información para explorar la posibilidad de adaptar Signslator en Estados Unidos.