Bajo el concepto “Papá también cuenta”, el trabajo tiene presencia en las redes sociales de Nivea y en su página web,  y cuenta además de piezas ‘display’ en diferentes medios digitales. La campaña se posiciona como un movimiento en defensa de la implicación de los hombres en todas las facetas de la vida familiar.

Para ello, contactaron con los maridos de tres mujeres ‘influencers’ reconocidos por su implicación en el hogar para invitarles a contar cuentos a sus hijos en la tienda efímera de Ikea en Madrid, todo ello para conseguir inspirar a otros padres a implicarse en el cuidado y crianza de sus descendientes.

De momento, de acuerdo con la agencia, la campaña ha conseguido ya más de un millón de visualizaciones entre Facebook y YouTube.

Noticias relacionadas:

La campaña navideña de Pescanova es feminista

Samsung conciencia sobre la igualdad en el reparto de las tareas domésticas

Reivindicativa acción de Kaiku Sin Lactosa para apoyar la corresponsabilidad