La piloto Laia Sanz, en la presentación de la segunda edición del programa "Yo puedo ser"

Eliminar los estereotipos de género y el fomento de la igualdad, así como el respeto entre niños y niñas debe formar parte de todo programa escolar. Y Mattel se ha propuesto ayudar en este campo a  través del programa escolar 'Yo puedo ser'.

Según la compañía, "el fin de este proyecto es dar a conocer y poner en valor el papel de mujeres que han hecho historia en ámbitos clave como la cultura, la ciencia, la política o el deporte. El programa está dirigido al alumnado de Primaria y se compone de unidades didácticas, dinámicas grupales y retos de investigación creados para inspirar a niños y niñas a ser lo que quieran ser. Con el foco en el ámbito laboral, 'Yo puedo ser' rompe los estereotipos de género y fomenta la igualdad".

En la anterior edición, los más de 100.000 alumnos participantes realizaron un total de 584 trabajos centrados en referentes femeninos tan heterogéneos como la bioquímica española Margarita Salas, la ingeniera industrial Elena García Armada o las deportistas Lydia Valentín  y Laia Sanz. De hecho esta última, fue elegida por la marca para presentar hace unos días la segunda edición del programa. Esta piloto compartió  su experiencia en un deporte tan duro como el motor, reservado históricamente para los hombres. La trece veces campeona del mundo de trial, cinco veces campeona del mundo de enduro y piloto del Dakar, ha conseguido el mejor resultado femenino de la historia y ha abierto camino para una cantera de nuevas promesas femeninas.

Fuente: Mattel
Fuente: Mattel

60 años de historia 

A lo largo de sus 60 años de vida, la muñeca Barbie no ha dejado de evolucionar. En 2015, Barbie puso en marcha la campaña “Imagina las posibilidades” para seguir inspirando y potenciando la creatividad de las niñas a través del juego. El objetivo era mostrar cómo las niñas cuando juegan con Barbie se imaginan todo aquello que pueden llegar a ser. Las niñas necesitan referentes para imaginarse desarrollando determinadas profesiones. Mattel se da cuenta y por eso se marca como objetivo poner en valor a mujeres del pasado y del presente que habían derribado barreras, presentándolas como fuente de inspiración para las niñas (Sheroes). Mujeres de diferentes países, entornos y profesiones, pero con un denominador común: todas han conseguido derribar estereotipos en sus campos.

En 2017, la marca lanza una campaña en la que invita a los padres a jugar con sus hijas a las muñecas, con un claro de mensaje de igualdad en el fondo.

El año pasado, con motivo del Día Internacional de la Mujer, Barbie estrena la campaña #MoreRoleModels, en la que selecciona a mujeres inspiradoras que han dejado huella a lo largo de la historia: Patty Jenkins, Frida Kahlo y Katherine Johnson, entre otras. La finalidad es que estas figuras o referentes, sirvan como fuente de inspiración y ejemplo a seguir para las niñas.