A finales de mayo Google nos sorprendía a todos rebautizando lo que desde hace casi 10 años lleva llamándose Google Webmaster Tools. Esta herramienta fue creada tras una charla de Vanessa Fox y Matt Cutts para dar soporte a los webmasters que querían mejorar sus páginas web en Google. La cosa no se ha quedado ahí y la herramienta da apoyo en proyectos de marketing online tanto a webmasters como a otro tipo de usuarios, de ahí que pase a llamarse Search Console en una maniobra de integración de su público.

Y no solo se ha actualizado el nombre, también encontramos algunos cambios que para el mundo SEO pueden sernos de gran ayuda. Pero, antes de analizar en detalle estas modificaciones, vamos a hacer un repaso por la herramienta para hacer memoria de otros tiempos:

Webmaster Tools a lo largo del tiempo

Al igual que ha ocurrido con todas las páginas web, en estos años hemos podido ver numerosos cambios generales de look&feel. La interfaz se ha refinado, aunque este no es el cambio más profundo que ha registrado la herramienta. Obviamente, a día de hoy encontramos más información de calidad para conocer a nuestra audiencia y optimizar las páginas. Gracias al blog de Google Webmaster Tools podemos ver cómo era la herramienta al principio:

En aquella época, las utilidades que nos proporcionaba la herramienta eran bastante limitadas: información de backlinks, registro de sitemaps y robots, errores de rastreo, y poco más. Esto ha ido evolucionando poco a poco.

Más adelante, allá por 2007, Webmaster Tools dejó de ser una versión beta; se comenzaron a mostrar de una manera más fiable los anchor texts utilizados para vincular a la página, apareció el centro de mensajes para favorecer la comunicación entre los webmasters y Google, se lanzaron en WMT herramientas para los sitelinks; en general, mejoraron todas las utilidades que ofrecían (Fuente: Google).

Con el paso del tiempo se han ido optimizando los datos que ofrece y añadiendo nuevos, teniendo en cuenta la importancia de WMT para el SEO. Así, se han añadido cada vez más datos relevantes al tráfico e impresiones, pudiendo separar por orgánico y términos de marca/no marca. También se ha hecho una apuesta por la división idiomática de las páginas, la gestión de las penalizaciones a raíz de los cambios de algoritmo, el manejo de parámetros en las URL y la usabilidad móvil, entre otros. Todos estos puntos son muy importantes en la optimización SEO de una página.

¿Cómo influye este cambio al SEO?

Con el cambio de Webmaster Tools a Search Console, lo primero que nos encontramos es que al eliminar la palabra “webmaster” del nombre conseguimos que todo el público se sienta más identificado con la herramienta. 

Para la parte de SEO en concreto, hemos detectado algunas mejoras que nos facilitarán la tarea de optimización de las webs. Veamos algunas de ellas:

Not Provided

El Not Provided es la pesadilla de los SEO. En Analytics desde hace tiempo nos han quitado bastantes datos sobre las keywords y con ello una fuente importante de información. En Search Console seguimos pudiendo ver las keywords como antes en WMT, pero además nos permite filtrar y conocer el CTR (click through rate) de cada palabra clave, impresiones, clics y posición.

El único fallo que le encontramos es que el número de keywords que da es limitado, por lo que, en páginas en las cuales casi todas las búsquedas son de marca, los datos no son tan interesantes.

Comparativa del CTR entre URL

El CTR es uno de los indicadores más importantes dentro de una optimización SEO. A través de Google Search Console podemos conocer el CTR concreto de cada URL gracias a sus nuevos filtros. Con esta herramienta podemos detectar landings que necesiten optimización de una manera sencilla.

Seguimiento del tráfico móvil

Como era de esperar, el móvil ha ido ganando espacio dentro de las herramientas de Google; de ahí que en Search Console tengan muy presente el tráfico por esta vía y quieran ayudar a potenciarlo. Dentro de la parte de “Análisis de búsqueda” podemos filtrar por tráfico móvil para ver todos los datos de CTR, keywords, etc, al igual que en desktop.

Por otro lado, encontramos un gran avance en la optimización de mobile con la herramienta “Usabilidad móvil”, un apartado donde Google nos informa de problemas con el manejo de la versión móvil que encuentra, errores que hay que corregir, etc.

Explorar como Google

A través de esta opción de Search Console podemos descubrir cómo está interpretando Google nuestras páginas y qué problemas está encontrando. Esta herramienta es de gran ayuda para la optimización del código fuente y para solucionar problemas de velocidad de carga, por ejemplo. 

Por Ana Rodilla, consultora SEO de Súmate