recurso

El término NoMo (No Mothers) que aglutina a todas aquellas mujeres que han decidido no tener hijos, bien sea  por decisión propia, problemas de salud u otras cuestiones, irrumpe con fuerza. En este sentido, cada vez son más las mujeres que muestran abiertamente su decisión de no querer ser madres. El principal motivo de esta decisión es que hoy en día las mujeres desean disponer de tiempo libre para disfrutar de su vida, tal y como afirma el 45% de las mujeres encuestadas entre 15 y 24 años, y el 32% de las mayores de 35 años. 

“La maternidad es una de las facetas femeninas en las que más presión ejercen sobre la mujer las expectativas sociales”, asegura Louise Morrisey, Account Manager de Ipsos. “¿A qué mujer de más de 30 años  no le han preguntado cuándo piensa tener hijos?", plantea Morrisey, mientras se pregunta por qué no ocurre lo mismo con los hombres. 

Otros de los argumentos de las mujeres que deciden no tener hijos son: no haberse planteado todavía ser madre, no gustarle los niños, no poder tener hijos por temas de salud, no tener pareja, no querer tenerlos sola, así como la difícil conciliación de esta faceta con la vida profesional. 
Este informe también ha revelado la existencia de un punto en común entre las mujeres que son madres y aquellas que optan por no tener hijos: la ausencia de culpabilidad. Así, las mujeres que no quieren ser madres no sienten ningún tipo de remordimiento por ello y las que lo son, por su parte, reconocen ser madres realistas, que llegan hasta donde llegan y que huyen del término “supermamás”.

Otra de las señas de identidad que conforman la personalidad de estas mujeres es el egocentrismo, ya que rechazan la tradicional percepción de que cuando se es madre las necesidades de la mujer dejan de importar pasando a un segundo plano. “No es incompatible ser buena madre y a la vez una mujer realizada en otras facetas”, sostiene Morrisey.  

La aceptación y la no imposición también forman parte también de su personalidad. La mujer actual se muestra tal y como es, sin tapujos, sabe qué proyecto vital quiere perseguir y decide vivir su vida sin la necesidad de ajustarse a lo que la sociedad espera de ella. 

El Informe sobre la Mujer Actual de Ipsos no sólo se ha centrado en la maternidad, sino que ha estudiado otros aspectos y facetas de la mujer como el trabajo, la belleza o sus necesidades respecto a las marcas. La principal conclusión del estudio es la existencia de un nuevo perfil de mujer moderna, sin filtros -“Unfiltered”- y que se desmarca de estereotipos y cánones sociales que han marcado la tendencia habitual en las últimas décadas.