Juguetes recurso Octubre 2021 MKN

Tras la crisis sanitaria, las familias recuperan las fiestas de cumpleaños, que tiran de las compras realizadas por los abuelos. Con una facturación de 352 millones de euros en los ocho primeros meses del 2022, el mercado de juguetes registra un aumento cercano al 7% respecto al mismo periodo del año pasado.

Este incremento se explica por el alza de los precios en un contexto inflacionario, ya que en número de unidades, las ventas se mantuvieron sin grandes cambios (+0,4%) según la empresa de investigación de mercados The NPD Group, que recientemente se ha fusionado con Information Resources, Inc. (IRI®) para crear un proveedor líder global de tecnología, análisis y datos. “Como ocurre en otros sectores de consumo, la inflación está en estos momentos marcando el paso en el sector del juguete, con una subida del precio medio de venta del 6,5% entre enero y agosto”, destaca Fernando Pérez, director de NPD en España.

Los principales 'drivers' del sector juguetero español

El producto licenciado, las novedades y los coleccionables han sido los motores de este crecimiento. En cuanto al juguete licenciado, ligado a películas, series o videojuegos, mantuvo su fuerte ritmo de crecimiento y alcanzó una penetración del 30% al cierre de agosto, tras elevar sus ventas más de un 17% respecto al año pasado, frente al 3% del juguete sin licencia oficial. Destacan las figuras de acción (+8% en valor), donde destacan propiedades como Funko Pop!, Pokémon, Jurassic Park/World o Universo Marvel.

A su vez, los artículos coleccionables impulsaron esta y otras categorías: este tipo de productos retrocedió durante la pandemia de COVID-19 por la caída de las compras de impulso, el cierre de los colegios y las restricciones de encuentros sociales, pero este año vuelve a recuperar el tono, con un avance del 17% hasta agosto y una cuota del 14% sobre las ventas totales de juguetes.

La innovación también está desempeñando un papel importante en el sector del juguete en esta primera parte del año, con un incremento de las ventas de novedades cercano al 20%, que elevan el peso del producto nuevo hasta el 16,6% del mercado total, casi cinco puntos más que en 2020, lo que refleja el compromiso de la industria española en este ámbito.

Por otro lado, el último informe del panel toys consumer 360 de NPD, del primer semestre de 2022, refleja la vuelta a la normalidad de las familias españolas: la celebración de cumpleaños es una de las ocasiones de compra que más crece (+14%), junto con las vinculadas al comienzo de las vacaciones y la vuelta al cole (+17%). En concreto, una quinta parte de las ventas de juguetes se produce con motivo de fiestas de cumpleaños, eventos que tiran además de las compras de los abuelos y otros familiares. De hecho, en función del perfil del comprador, los abuelos son los que más aumentan la adquisición de juguetes (+18%), seguidos de los padres y otros miembros de la familia, ambos con un incremento del 6%.

Por último, la compra de juguetes para uno mismo no sube al mismo ritmo que los demás segmentos, pero no pierde cuota, una tendencia relacionada con el fuerte crecimiento del denominado público kidult (jóvenes y adultos) que, con un avance del 11,7%, ya representa casi el 25% del mercado de juguetes.

¿Qué pasa con la campaña de Navidad en el sector del juguete?

“En general, el sector se encuentra en una buena posición de salida de cara a la próxima campaña de Navidad, con un peso importante de las novedades, que suelen posicionarse en un rango de precios de mayor valor. Esperamos un ligero crecimiento de las ventas al cierre del año, apoyadas por un incremento del precio medio en línea con el que hemos visto en estos primeros meses”, concluye Fernando Pérez.