young&rubicam

Por su parte, Alimentación, Ropa y Calzado y Distribución generan publicidad que produce poca molestia al consumidor (dos de cada tres declararon que no es molesta), según los datos del estudio Puntos de contacto de las Marcas con los Consumidores, de TNS.

Los encuestados, al ser preguntados sector a sector sobre la cantidad de publicidad que percibe, declaran que en general hay mucha publicidad en todos los sectores. La única excepción es la Administración Pública, donde el consumidor tiene la percepción de que hay poca publicidad en los medios.
Automoción, servicios tecnológicos y productos de limpieza son los sectores donde los individuos declaran percibir más intensidad publicitaria.

Sin embargo, esta percepción no es necesariamente negativa: al ser preguntados si la publicidad de esos sectores les molesta encontramos niveles poco elevados de molestia en todos ellos, lo que nos muestra que a pesar de percibir mucha publicidad no la encuentran particularmente intrusiva posiblemente debido a que está relacionada con productos o servicios que son de su interés.

TNS concluye que al cruzar intensidad (cantidad de publicidad percibida) y la molestia producida por sectores se observa cómo no existe una correlación obligatoria entre ambos factores.

De hecho, existen sectores con mucha actividad publicitaria percibida, pero que no resulta molesta a los consumidores, como la relacionada con automoción, refrescos o productos tecnológicos entre otros. También encontramos sectores neutros, como la ropa y calzado y los productos de cuidado del bebé, de los que el consumidor percibe que no hay mucha publicidad y además la que hay, no la encuentra molesta.