El estudio estaba enfocado en confirmar si la tecnología puede superar a los seres humanos en lo que a acciones publicitarias se refiere y por lo tanto, comparó la acción del ser humano con la de la inteligencia artificial (IA)  en campañas de ‘banners’. Se realizó un estudio sobre las reacciones de los usuarios entre dos pantallas de ‘banners’, una seleccionada por un profesional del marketing con experiencia y la segunda por algoritmos de ‘deep learning’. Los resultados preliminares mostraron que la AI puede reconocer, aprender patrones y predecir comportamientos de compra individuales mejor que un ser humano. 


Metodología del estudio:


1 – Selección 


RTB House seleccionó un grupo de ‘banners’ que había cosechado un gran éxito según las tasas de clics. Este grupo de banners se había empleado en campañas reales ya finalizadas de varios de sus clientes europeos.


2 – Ejecución de campañas 


RTB House realizó campañas simultáneas con creatividades elegidas directamente por algoritmos de ‘deep learning’ (la tecnología más prometedora en el ámbito de la investigación orientada a la IA), y con las seleccionadas por los especialistas en marketing digital.

3 – Resultados


Después de una semana de pruebas, resultó que los usuarios hicieron más ‘clics’ y finalizaron un mayor número de compras en los banners mostrados algoritmos de ‘deep learning’. Es decir, la tecnología superó a la acción humana.

Conclusiones
Las campañas con los ‘banners’ seleccionados por algoritmos de ‘deep learning’ fueron mucho más efectivas que las lideradas por especialistas en el ámbito digital. 


Estos son algunos de los datos más interesantes:


• Hasta un 35% más de ratio de conversión


• La tasa de ‘clics’ fue un 7% superior


• Generaron hasta un 28% más de tráfico