La marca de cerveza Corona es propiedad de la multinacional belga Anheuser-Busch InBev

La marca cerveza Corona, propiedad de la multinacional belga Anheuser-Busch InBev, está sufriendo los efectos del coronavirus: sus ventas de la marca en China han bajado 285 millones de dólares, mientras que una encuesta en EE.UU. revela que un 38 % de los cerveceros no la compraría "bajo ninguna circunstancia" por recordar la marca al virus chino, según una información de Efe.

Además, Constellation Brands, la empresa que distribuye la cerveza Corona en Estados Unidos, ha afirmado que continuará con la campaña en la que promociona su nueva gama Corona Hard Seltzer con el claim "Coming Ashore Soon" ("Aterriza pronto") en medio de las críticas de algunas personas por el miedo a la expansión del coronavirus. La compañía ha tenido que decir a través de la CNBC que sus consumidores entienden que no hay un vínculo entre el virus y su negocio. Pero lo cierto es que ha borrado su tuit en el que anunciaba el lanzamiento de la campaña con un vídeo (algunos usuarios acusaron a la marca de explotar el creciente miedo por el coronavirus en los comentarios) y que en el spot de televisión no sale la mencionada frase.