Volkswagen Oficinas Octubre 2019 MED 4
Las creatividades serán más coloristas y se dará más importancia a las personas

La firma automovilística Volkswagen puso en marcha ya hace tres años una amplia estrategia de renovación de marca que, poco después del escándalo Dieselgate, ya  está cristalizando a escala mundial en un buen número de terrenos que van desde la publicidad al logotipo de la marca pasando por la página web. Desde el punto de vista del producto el gran símbolo de esta renovación es la nueva gama ID, nombre que agrupa los nuevos vehículos totalmente eléctricos de la marca y cuyo primer modelo, el ID.3, se empezará a vender en los primeros meses del año 2020.

La comparecencia tuvo lugar en el concesionario de Volkswagen de la calle Concha Espina de Madrid, uno de los establecimientos que ya han sido reformados según el nuevo concepto denominado City Store, más próximo a una tienda que a un concesionario clásico y con una gran dotación de pantallas digitales.

Albert García, dircetor de marketing de la la marca,  señaló que el cambio que lleva a cabo Volkswagen “es un proceso muy profundo de transformación” que tiene su parte más visible en el proceso de electrificación –plasmado en la gama ID, paralela en modelos a la convencional- y que está muy relacionado con los grandes cambios que experimenta el sector.

García se refirió que fue presentado en Wolfsburg (Alemania), sede central del grupo, a finales de agosto pasado y que ya puede ver en muchas de las comunicaciones de la compañía, como la publicidad y la página web. “Es un logo”, dijo García, “más visible, más claro y simple, muy claro de aplicar. Ha sido concebido para el mundo digital, pero es muy adaptable asimismo al ámbito online y al ‘merchandising’ “.

La implantación del nuevo logotipo –que se distingue principalmente del anterior por su diseño liso bidimensional-  será uno de los cambios de imagen de marca más grandes que se hayan llevado a cabo en el mundo en los últimos años. Se realizará en 171 mercados y su pondrá el reemplazo de 70.000 logotipos en las 10.000 instalaciones de concesionarios y colaboradores de servicio en todo el mundo. En España se cambiarán más de 1.300 logotipos en 260 instalaciones. La renovación se ha iniciado en Europa y China y posteriormente se llevará cabo en el resto del mundo. Se prevé que el proceso haya acabado a mediados del año próximo.

El nuevo logo tendrá también un sonido característico que se podrá escuchar en la publicidad y todo tipo de comunicaciones comerciales de audio y que se activará asimismo en los ID.3 cuando los ocupantes salgan del vehículo. La nueva marca no tendrá un claim genérico  y, por otra parte, la locución de casi todas las comunicaciones la hará una voz  femenina, en lugar de la masculina omnipresente hasta ahora.

Otra faceta del cambio de imagen de marca de Volkswagen es el nuevo tono de su comunicación, que se pretende “más humano, inclusivo y claro”, dijo García y sin abandonar el sentido del humor inteligente y cómplice y las dosis de autoparodia que siempre han caracterizado la publicidad de la compañía. El director de marketing se refirió también de que las comunicaciones de la marca van a ser más coloristas, van a tener castings de personajes más diversos que asumirán más protagonismo frente al coche. Por otra parte, los vehículos, comentó García a título de curiosidad relevante, podrán aparecer con una apariencia más natural –con las ruedas manchadas si aparecen sobre el barro, por ejemplo- y no impolutos como hasta ahora.

La nueva imagen se está empezado a implantar al tiempo que se presenta la nueva gama ID, compuesta por una serie de vehículos eléctricos de nueva generación. García comentó que esta coincidencia no es casual y que Volkswagen tiene la ambición de que la llegada al mercado del ID.3 sea tan influyente como la de otros dos modelos icónicos de la marca: el Beetle, que revolución la movilidad, y el Golf, que hizo accesible la alta tecnología. El ID.3hará generalmente accesible la movilidad eléctrica y será, por otra parte, según informa la compañía, el primer coche CO2 neutral en prácticamente en todos sus procesos, desde la cadena de suministro al reciclaje de piezas.

La gama ID representa, según indicó Albert García, la mayor ofensiva de movilidad eléctrica hecha hasta ahora por ningún fabricante. Volkswagen ha anunciado que invertirá en ella 9.000 millones de euros hasta el año 2023. El fabricante quiere ser, en 2025, el primero en vender un millón de vehículos eléctricos al año. Hasta ese año habrá más de veinte lanzamientos de la gama ID.